Los grandes ignorados de los Golden Globes

Ya terminó la espera con la lista de nominados a los Golden Globe Awards 2017 a celebrarse el próximo 8 de enero. Las ansiadas postulaciones, sorprendieron a muchos por no aparecer producciones tanto de cine como de televisión que en ediciones anteriores ganaron premios, o que fueron muy reconocidos en taquilla.

En los ignorados de la televisión se encuentran:

Kit Harrington en Juego de Tronos

El personaje más controversial de la sexta temporada de Game of Thrones, Jon Snow, no tuvo ninguna mención especial por la prensa extranjera, contrario a lo que muchos pudieron haber pensado luego de su nominación a los Critics Choice Awards y los Emmy.

Mr. Robot

Esta serie de FX ha dado tanto de qué hablar que era evidente que optaría por alzarse con el galardón a Mejor Serie Dramática, sin embargo, no figuró entre las nominadas, a pesar de que este año en la última edición, obtuvo este premio y el Mejor Actor para Christian Slater.

Jeffrey Dean Morgan en The Walking Dead

La serie de zombies ha decaído para la crítica, para los fanáticos y para la prensa, ya que este año solo recibió una nominación en los Golden Globe. Y a diferencia de los Critics Choice Awards donde Jeffrey sí fue tomado en cuenta, en esta oportunidad pasó sin ser percibido.

En los ignorados del cine tenemos:

Buscando a Dory

A pesar de lo taquillera que fue este spin off de Buscando a Nemo, no figuró en las nominaciones a Mejor Película Animada, donde figuraron Mohana y Zootopia.

Arrival

El film de Denis Villeneuve no logró colarse en los propuestos a Mejor Película, a pesar de que su protagonista Amy Adams, logró una nominación a Mejor Actriz.

Sully

Esta historia basada en la vida real y dirigida por Clint Eastwood, no figuró en ninguna de los renglones a los que se perfilaba. En primer lugar con la interpretación de Tom Hanks  se le creyó merecedor de una mención a Mejor Actor, asimismo, se esperaba fuera incluida en la categoría Mejor Director y Mejor Drama.

Por: Magdalena Rivero.

Ryan Gosling se apunta para Blade Runner 2

La esperada secuela empieza su rodaje el próximo año

Blade Runner (1982) de Ridley Scott y Warner se ha convertido en una película de culto. Basada en la novela ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? (1968) de Philip K. Dick —autor también de historias como Total Recall y Minority Report—, nos sitúa en un futurista Los Ángeles, donde la compañía Tyrell Corporation fabricaba humanos artificiales llamados “replicantes”, con propósitos de esclavitud, hasta que ellos, carentes de emociones y empatía, se rebelan contra los humanos. Entonces es creada una división especial de la policía para cazarlos, los Blade Runners.

Específicamente, la película se centra en Rick Deckard (Harrison Ford), el mejor Blade Runner existente, y sus esfuerzos para detener un motín de replicantes en Los Ángeles. Este filme ha tenido una gran influencia cultural, así que el anuncio de su secuela ha causado mucha emoción: será dirigida en esta ocasión por Denis Villeneuve con Ridley Scott como productor, y Harrison Ford regresará para el papel de Rick.

Por otro lado, acaba de anunciarse que Ryan Gosling se unirá como protagonista a la película: “Sí, es verdad” confirmó el actor al medio Collider. “Hay un chip dentro de mí que explotará si digo algo más”, bromeó antes de dar cualquier otro tipo de detalle sobre la cinta.

En esta ocasión veremos a Deckard huyendo junto a la replicante Rachel en un intento por salvarla, cuando se topa con Sarah Tyrell, quien dice ser nieta de Eldon Tyrell y heredera de la corporación creadora de replicantes. Sarah le encargará la búsqueda y ejecución del sexto replicante perdido que, con la ayuda del agente Dave Holden (quizás el papel de Gosling), le llevará a descubrir más indicios sobre el comienzo de la creación del equipo especial de Blade Runners y los replicantes. Estos últimos deciden revelarse y enfrentarse con sus propios creadores. La historia central ocurre varias décadas después de lo sucedido en la primera entrega.

Seguramente, muy pronto tendremos más noticias.

 

Por Isabel Pérez